sábado, 4 de febrero de 2012

En Saladas recordaron al Sargento Cabral por su heroísmo, considerado modelo de conducta

EMOTIVO HOMENAJE AL CUMPLIRSE EL ANIVERSARIO 199º

 


Al cumplirse este viernes 199 años de la Batalla de San Lorenzo, en Saladas, su pueblo natal, se homenajeó con orgullo al Sargento Juan Bautista Cabral, caído en aquel enfrentamiento histórico. El acto fue muy emotivo por los conceptos que se expresaron en las voces del vicegobernador Pedro Braillard Poccard, el intendente Daniel Alterats y el concejal José Miguel Pérez, quienes coincidieron en señalar al hombre que salvó en combate al General San Martín, como héroe y un modelo de conducta a seguir.

 

El encargado de cerrar los discursos fue Braillard Poccard, quién comenzó su alocución con una breve reseña histórica, al indicar que "casi dos siglos transcurrieron de aquella epopeya que constituyera el bautismo de la fuerzas de la naciente Patria argentina". Así se refirió al por entonces "flamante regimiento Granaderos a Caballos". Luego relató cómo Cabral salvó en combate a San Martín,  considerando el hecho como una "hazaña y muestra sin igual de coraje y desprendimiento".

 

Posteriormente, el vicegobernador sostuvo que San Martín inmediatamente hizo colocar desde Buenos Aires en el exterior del cuartel de Granaderos, la leyenda: "Al soldado Juan Bautista Cabral, muerto en acción en la Batalla de San  Lorenzo, el 3 de febrero de 1813". Seguidamente, señaló que "ese homenaje persiste hasta nuestro días y es orgullo de todos los argentinos".

 

Consideró que estos hechos son conocidos por todos, pero que "no dejan de emocionar cada vez que se lo repite". Así es que luego destacó "algunas de las muchas enseñanzas que el sacrificio de Cabral nos ha dejado a nosotros y a la posteridad", mencionando "el heroísmo, el desprendimiento, y el amor a la causa de la libertad por sobre todas las cosas".

 

"Como hombre nacido en Corrientes y orgulloso de ello, quiero agradecer al pueblo de Saladas, a sus autoridades, a sus instituciones, por ser fieles y celosos custodios de la herencia y la memoria de Cabral", expresó luego, entendiendo que "el sentido homenaje que se le rinde cada año nos renueva el orgullo de haber nacido o vivir en esta, nuestra querida provincia".

 

En este sentido, afirmó que "el recordar el valor que su nombre encarna sirve a todos los argentinos, en especial en tiempos como los que transcurren, que debemos encolumnarnos detrás de la defensa del patrimonio nacional, ante el egoísmo y la necedad de un gobierno extranjero que se obstina en mantener un esquema colonialista totalmente perimido y caduco y que afecta a nuestro territorio, esto es a nuestras queridas Islas Malvinas"

 

Finalmente, Braillard Poccard consideró que "la historia de Cabral constituye uno de los principales orgullos, porque el derramamiento de su sangre permitió salvar la vida del más grande de los argentinos y el éxito de la Libertad". Por ello pidió recordarlo todos los días, como así también rendirle homenaje "en el trabajo diario, en el cumplimiento del deber y la preservación de los valores que animaron quienes nos dieron esta patria que tanto amamos".

 

Concejal González

 

 

 

En tanto, en representación del Concejo Deliberante saladeño, hizo uso de la palabra el edil José Miguel Pérez González, quien en su alocución destacó el heroico actuar del Sargento caído en batalla, instando a los representantes del pueblo a mantener en alto los valores de su coterráneo.

 

"Tenemos la responsabilidad y el honor de solidarizarnos y comprometernos en el diálogo, en el debate maduro y en el consenso, en la cooperación y en el trabajo mancomunado, cumpliendo con nuestra tarea y honrando la decisión de quienes nos eligieron", enfatizó. Así, el edil continuó solicitando el compromiso de las instituciones públicas "a casi 200 años de la Batalla de San Lorenzo y el paso a la inmortalidad del Sargento Cabral".

 

 "Nuestro disenso debe ser constructivo, y nuestra opinión conjunta; debemos lograr la integración de todos los sectores sociales y de la políticas de estado que aún nos faltan", siguió.

 

"Tenemos la responsabilidad y el honor de fomentar como nunca las buenas costumbres, la familia, la educación y el deporte; de custodiar con las medidas pertinentes el tránsito y la prevención de las enfermedades sociales, la planificación de la ciudad, su proyección y producción, con decisión conjunta y escuchando la opinión del pueblo y de las instituciones intermedias", enumeró.

 

Para terminar, el concejal recordó a las autoridades institucionales que "el pueblo nos exige y nos vigila a no claudicar en las ideas y en el trabajo, a no encallar en los sueños u objetivos personales". "De esta manera será la única forma de mostrar que no estamos solo de paso en este bicentenario, y podremos ofrecer un mejor homenaje al saladeño más glorioso", finalizó.

 

Intendente Alterats

 

 Tras el discurso del citado concejal, se dirigió a los presentes el intendente de la localidad, Roberto Daniel Alterats, quien inicialmente destacó la labor del "hombre más importante de la provincia después del General nacido en Yapeyú".

 

El jefe comunal aseguró que "el hecho de que un hijo de las entrañas de nuestra localidad haya sido el protagonista de semejante hazaña, es un motivo más para que los saladeños nos sintamos orgullos, y hasta ligeramente altaneros de nuestra tierra y de nuestro pasado".

 

Posteriormente, refiriéndose a los valores del homenajeado Sargento, Alterats instó a todos los representantes de la ciudadanía a "actuar sin egoísmos, sin mezquindades, sin que primen los intereses personales, partidarios, sectoriales ni económicos; y dónde ofrezcamos a cada habitante la igualdad de oportunidades".

 

Por último, de cara al bicentenario de la Batalla de San Lorenzo, el intendente local instó a las instituciones educativas "a que investiguen aún más sobre la temática y sobre nuestro héroe, para así ser mejores habitantes y que la muerte de nuestro Sargento no haya sido en vano, y pueda descansar en paz".

 

El emotivo acto

 

El acto se desarrolló este viernes en la escuela 97 "Manuel Florencio Mantilla", ubicada frente a la plaza central "Juan Bautista Cabral". A las 20 ingresaron las autoridades encabezadas por el vicegobernador Pedro Braillard Poccard y el intendente Roberto Daniel Alterats, quienes estaban acompañados por el viceintendente Walter López, la senadora Susana González, y el ex diputado Manuel Aguirre, entre concejales y funcionarios municipales y provinciales.

 

Además de una importante cantidad de vecinos que participaron en la ocasión, se destacó la presencia de la Escuela de Cadetes de la Policía, el cuerpo local de Bomberos Voluntarios, el Centro de Veteranos de Guerra de Malvinas "Sargento Marciano Verón" y decenas de instituciones educativas, los cuales todos presentaron sus abanderados. Cabe destacar la presencia del Destacamento Yapeyú de los Granaderos a Caballos, quienes tuvieron una participación especial.

 

Siguiendo rigurosamente la programación, primeramente se entonó el Himno Nacional con la ejecución instrumental de la Banda de Música de la Policía de Corrientes, luego se invitó a las autoridades a realizar una ofrenda floral al pie del monumento de Juan Bautista Cabral, ubicado en el centro de la plaza. Braillard Poccard y Alterats encabezaron este parsimonioso ritual que fue seguido por un respetuoso minuto de silencio, en homenaje al "valeroso y humilde soldado saladeño", tal como lo mencionara el maestro de ceremonias, según las glosas preparadas para la ocasión.

 

Posteriormente, subió al estrado el vicario de la parroquia de Saladas, presbítero Guillermo Danusso, quién no dudó en señalar a Cabral como "héroe, modelo de conducta". Tras esta invocación religiosa que culminó con la oración del Padre Nuestro, se realizó otra invocación, pero esta vez fue militar y patriótica.

 

Así fue que el intendente Alterats se ubicó en los micrófonos y enfáticamente exclamó: "Soldado Juan Bautista Cabral" e inmediatamente el Granadero de mayor rango salió de su lugar, caminó firme hasta el frente del estrado, mirando al jefe comunal, y respondió vigorosamente: "Mi señor, Juan Bautista Cabral murió en el campo de batalla, pero vive en nuestros corazones, viva la patria". De esta manera, el sargento ayudante Marcos Corrales, fue quién tuvo a cargo representar  a Cabral en esta ocasión.

 

Tras estas emotivas invocaciones, llegaron las palabras de las autoridades, para continuar con el chamamé Sargento Cabral en voz y guitarra de Liliana López y luego exhibir sobre el escenario danzas del Ballet Folclórico de Saladas con actuaciones alusivas a la fecha.

 

Una vez concluidos estos actos dentro del establecimiento, las autoridades y el público presente salió del lugar para presenciar el desfile cívico-militar que se desarrolló sobre la calle que da al frente de la escuela, dando por finalizada así la programación de esta histórica conmemoración.

 

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Envianos tu comentario o inquietud.

SONIDO PARA FIESTAS

HACETE FANS DE SOLFM

NOTICIAS POR TWITTER

COMPATIBILIDAD CON TU PAREJA

TE GUSTA LA PAGINA?